PerrosLadran.net

Esta página es parte de la sección Daños del sitio perrosladran.net


Ir al índice de este artículo

Regresar a la sección tres del artículo


Sección Cuatro de once:
Ruido: Un problema de Salud
Agencia de Protección ambiental de los Estados Unidos de América


Otras reacciones del cuerpo

"Ruidos Fuertes una vez en cuando probablemente no causan problemas. Pero situaciones de ruido crónico pueden ser patológicas. La constante exposición a ruido es negativa para tu salud."
Dr. Gerd Jansen, Ruhr University

Cuando nuestro cuerpo se prepara para situaciones negativas o de peligro inmediatamente lanza una respuesta inconciente y automática a ruidos fuertes o repentinos. Claro que la mayor parte del ruido de nuestra sociedad moderna no representa gran peligro pero sin embargo nuestro cuerpo de todos modos se prepara como si estos sonidos fuesen siempre una amenaza o advertencia.

Esto es realidad, el cuerpo cambia de velocidad, la presión se eleva, el corazón late más fuerte y la respiración se agita, los músculos se tensan, las hormonas son disparadas a la corriente sanguínea y aparece sudoración. Estos cambios ocurren incluso cuando dormimos.

La idea de que las personas se acostumbran al ruido es un mito, incluso cuando creemos que nos hemos acostumbrado a un ruido, los cambios biológicos todavía aparecen preparándonos para actividad física de ser necesario.

El ruido no tiene que ser fuerte para accionar estas respuestas físicas. Ruido que ocurre a bajos niveles es usualmente asociado a daño del oído y puede causar cambios regulares y predecibles en el cuerpo.

¿Qué pasa cuando el cuerpo humano se confronta con un ruido interminable?, en un mundo donde hay bombardeos de ruido la regla, no la excepción, es que los efectos del ruido que se acumula en nuestro cuerpo van a ser extensos, puede que nuestro cuerpo es forzado a mantenerse en una agitación constante. Los investigadores discuten sobre si las reacciones automáticas del cuerpo se acumulan una sobre otra llevándonos a lo que se llama "enfermedades de adaptación". Estas enfermedades incluyen ulceras, asma, presión arterial alta, dolores de cabeza y colitis.

En estudios que vienen desde 1930 los científicos han notado que niveles de ruido marcaron cambios digestivos que se cree terminaron en ulceras. Hay casos de ulceras en fabricas ruidosas y se ha notado que son cinco veces mas numerosas de lo que normalmente se esperaría.

Estudios similares han identificado con más claridad la contribución del ruido y otros desordenes físicos. Un estudio de cinco años en dos firmas de manufacturación en los Estados Unidos encontró que los trabajadores de áreas ruidosas mostraron muchos mas problemas médicos diagnosticables incluyendo problemas respiratorios en comparación con trabajadores de áreas más silenciosas.

En un estudio hecho en animales los científicos concluyeron que el ruido puede ser un factor que baja las resistencias de la gente contra enfermedades e infecciones.

Para prevenir agravar una enfermedad existente los doctores e investigadores de la salud concuerdan en que hay un requisito absoluto de relajación y descanso en intervalos regulares para mantener salud física y mental adecuada. La exposición constante al estrés del ruido frustra este requerimiento. Al hacerlo se producen efectos potencialmente dañinos a nuestra salud y bienestar.

El ruido puede causar estrés regular y predecible en el cuerpo humano

La gente no se acostumbra al ruido, el cuerpo continua reaccionando

El ruido puede agravar una enfermedad existente


Ir a la sección cinco del artículo

Ir al índice de este artículo


Esta página es parte de la sección Daños del sitio perrosladran.net