PerrosLadran.net

Esta página es parte de la sección La Ley del sitio perrosladran.net


Buscando soluciones por medio de un tribunal o corte civil

Esta sección es un complemento a 2 enlaces anteriores, tiene más sentido si primero lees esas secciones:

Cómo convencer a tu vecino para que calle a su perro ruidoso

Y

Las leyes antiladridos, la aplicación de la ley y las cortes judiciales

Introducción

Si estás atorado en una de esas situaciones, tipo pesadilla, en las que no logras acabar con el ruido que viene de la casa del vecino, es momento de que pienses en proceder por medio de una demanda. Lo primero que debes hacer es encontrar un buen abogado.

Si no puedes pagar un abogado, tienes una o dos opciones disponibles. Describiremos esas opciones mas adelante.

Escogiendo un Abogado

Los abogados tienden a especializarse en determinado tipo de casos.

Los expertos con los que he hablado tienen opiniones divididas con respecto a que tipo de abogado debe manejar este asunto en particular. La mayoría parece estar de acuerdo en que lo mejor que puedes hacer es acercarte a un abogado que se especialice en litigaciones de carácter civil.

Los demás expertos, la minoría, son de la opinión de que sería mejor ir con un abogado especializado en Daños. Este es el tipo de abogados que litigan casos en la cual una persona le ha hecho algo negativo a otra. Por ejemplo casos en los que un cliente ha sido lastimado o dañado debido a negligencias médicas, o clientes que han sido heridos en un accidente de auto debido a la negligencia de otras personas y cosas así.

Mi opinión personal es que uses ambas cosas al mismo tiempo. Busca a un abogado que maneje ambas ramas.

Si buscas en la sección amarilla en las páginas de Abogados, encontrarás que los abogados de tu área están listados alfabéticamente y por especialidad, empieza por los que se dedican a cuestiones civiles y selecciona uno.

También busca en la sección amarilla un listado sobre Servicios de Referencia de Abogados, no es mala idea intentar conectarte con un agente que te pueda aconsejar a algún abogado, pero primero necesitas comprender como funcionan ese tipo de negocios. Muchas de estas organizaciones existen solamente para servir a los abogados que se subscriben al servicio. Aunque te hagan pagar una cuota tú no eres un cliente, los clientes son los abogados a los que te mandan.

La mayoría de estos servicios existen solamente para escogerles los mejores casos a los abogados que representan. Por lo tanto van a escuchar tu historia y van decir que no tienes ninguna oportunidad de ganar, cuando lo que en realidad quieren decir es que, en su opinión, tu problema no va a generar suficiente dinero para los intereses del abogado que ellos representan. Si llegas a contratar este tipo de servicios no los tomes muy en serio si te dicen que, desde el punto de vista de la ley, tu problema no tiene remedio. En algún lugar hay algún abogado que puede darle vida a tu caso, solo tienes que encontrarlo y tener el dinero necesario para contratarlo.

Cuando tengas a un abogado civil en el teléfono pregúntale si maneja asuntos de daños, si los maneja es excelente, pregúntale si tiene experiencia con casos que incluyen prohibiciones y mandatos de la corte, es importante que lo sepas.

Con esto me refiero esencialmente a una orden de la corte diciéndole a alguien que deje de hacer algo. Lo cual es todo lo que requieres, un mandato del juez diciéndole al dueño del perro que debe aquietar a su animal. Es importante que consigas un abogado que sepa manejar este tipo de asunto correctamente.

Si consigues probar que has sufrido daños como resultado de los ladridos del perro, el abogado te va a aconsejar que demandes por cierta cantidad de dinero también, pero primero lo primero.

La mayoría de los abogados te van a dar gratis la primera entrevista, si después de escuchar lo que tienes que decir, el abogado piensa que tienes oportunidad de ganar una buena cantidad de dinero seguramente va a querer manejar tu caso, pero eso significa que si ganas, él va a recibir cierto porcentaje de lo que sea que te den. Si pierdes, él no recibe nada. Las demandas por ruido rara vez resultan en ganancias, por esta razón el abogado puede no querer manejar el caso con este tipo de arreglo.

Si el abogado no quiere aceptar tu caso con ese arreglo pero aun así quieres que lo maneje tendrás que pagarle sus honorarios. Usualmente es alrededor de $5,000 dólares, (En Estados Unidos), pero seguro puedes conseguir una rebaja, no pierdes nada con probar.

Pero antes de firmar cheques y pedir una prohibición a la corte, hay algo mucho más básico y mucho menos caro que puedes probar. Pregunta al abogado cuanto te cobra por escribirle una carta al dueño del perro diciendo que es tu abogado y que está anticipando tomar cualquier tipo de acción legal necesaria en su contra para asegurarse de que tu puedas disfrutar de una casa tranquila y un buen ambiente en el lugar donde vives.

Puedes conseguir la carta por entre cien y ciento cincuenta dólares, y puede que sea todo lo que necesites para resolver el asunto.

Cuando llames al abogado para fijar una cita, te va a pedir que le des una breve descripción de tu caso. Toma notas antes de hablar y tenlas a la mano, con hechos directos e información precisa en orden, lista para describir tu situación.

También recuerda que es importante que te mantengas calmado y tranquilo todo el tiempo que platiques con el abogado, especialmente durante tu primera llamada telefónica. Asumo que si las cosas se han puesto tan mal que necesitas ayuda legal has de estar agitado o molesto. Pero no dejes que el enojo contra tu vecino te ciegue al punto de que arruines tu relación con tu abogado, porque cualquier comentario histérico o demostración emocional desagradable puede hacerlo querer evitar trabajar contigo.

Los Tribunales

Cada estado tiene un sistema legal. Hay muchas concordancias pero también hay muchas diferencias, eso hace difícil escribir acerca de un solo tipo de sistema legal para cubrir el lugar donde vives.

Esa es otra de las muchas ventajas de tener un abogado, él sabe como operan las cortes en tu área, así puedes dejar que él se haga cargo y te quitas muchas preocupaciones de encima.

Sin embargo para aquellos que necesitan proceder sin ayuda de abogado, trataré de darles una idea de cómo funcionan las cortes no criminales.

En algunos Estados como Illinois por ejemplo, la rama no criminal de la corte está separada entre la división legal y una división del tribunal. La división legal oye casos de gente que están demandando por cierta cantidad de dinero, mientras que el tribunal escucha casos que tiene que ver con prohibiciones y mandatos. Eso significa que si quieres demandar a tu vecino por dinero necesitas proceder en la división legal mientras que si quieres que la corte le ordene que calle a su perro tendrás que proceder por medio del tribunal.

Según mi entendimiento todas las cortes tienen una división inferior y una superior, sin embargo, el nombre que le dan varía de estado a estado.

Por ejemplo: en California el sistema de la corte se divide en criminal y civil, la rama criminal es para gente que ha sido acusada de crímenes, mientras que la rama civil se adjudica casos en los cuales una persona o un grupo de personas toman acción legal en contra de otras, para obtener prohibiciones, mandatos o compensación monetaria por lo que sea que están demandando.

En California la corte o Tribunal civil está dividido en superior e inferior. La división superior se conoce como Tribunal Superior o Tribunal del distrito y maneja casos en los que las personas demandan por más de cinco mil dólares. La división inferior, maneja pequeños casos en las que las personas litigan por menos de cinco mil dólares.

Las divisiones superiores e inferiores de los tribunales tienen diferentes nombres dónde vives, pero seguramente sus características son muy parecidas.

El tribunal Inferior

  • Debes representarte a ti mismo en este tipo de demandas. Claro que puedes consultar a un abogado antes de ir a corte pero ningún abogado tiene permitido aparecer en el tribunal, de ninguna de las dos partes.
  • El juez no puede imponerle una multa al dueño del perro, tampoco puede forzarlo para que calle a su perro.
  • Solo puedes demandar por una cantidad limitada de dinero, la mayoría de este tipo de tribunales tiene un límite de $ 5,000 dólares, pero la cantidad exacta puede variar entre Estados.
  • Solo puedes demandar por la cantidad de dinero que perdiste como resultado de la conducta de tu vecino al dejar ladrar a su perro. No puedes demandar por daños punitivos, dolor y sufrimiento en este tipo de demandas.

Tribunal Superior (también llamado Circuito o Tribunal del Distrito).

  • Necesitarás que un abogado te represente. No hay ley que diga que es indispensable tener uno para que te permitan litigar allí, pero va a ser ciertamente imposible ganar el caso sin uno.
  • La corte superior tiene poder para imponer prohibiciones y mandatos, pueden forzar al dueño del perro para que lo mantenga callado.
  • Puedes demandar al vecino por una ilimitada cantidad de dinero.
  • Puedes demandar para recuperar cualquier cantidad de dinero que hayas perdido a causa del ruido, también puedes demandar por daños punitivos y dolor y sufrimiento.

En cualquiera de las dos ramas de la corte, si tienes forma de probar que los ladridos son debilitantes y problemáticos, el juez puede que te de el dinero de cualquier trabajo en tu casa que hayas sido obligado a hacer para impedir que el ruido penetrara. Si el ruido te sacó de tu casa, especialmente si estás enfermo, puedes demandar por el costo del hotel. Si has sido forzado a mudarte para escapar del ruido, puedes también lograr que te paguen el costo de la mudanza. Recientemente una nueva regla de la corte superior de California permite que se demande por la cantidad en la que el valor de una propiedad se ha devaluado (hasta $5,000 dólares) por causa de ladridos.

Si demandas al vecino por gastos relacionados, asegúrate tener por escrito que le notificaste de esos gastos y que le dijiste por escrito que lo hacías responsable si fallaba en responsabilizarse de su perro.

Recuerda, el hecho de que tengas la razón no significa que vas a ganar. Y aunque lo hagas puede que sea un gran problema conseguir el dinero que te deben, especialmente en pequeños casos.

Como obtener una Orden de Restricción

No he sabido de nadie que lo haya hecho, pero con mucha suerte puedes conseguir una orden de restricción contra tu vecino, y prohibirle legalmente que deje ladrar a su perro. Es ilegal violar una orden de la corte, lo que significa que si logras hacer que el juez ordene la prohibición, tu vecino será arrestado si deja que su perro ladre.

Es muy posible que tu oficina local te ofrezca algún lugar donde la gente que busca órdenes de restricción puede conseguir ayuda con empleados de la corte para llenar los papeles. No vas a aparecer frente al juez de inmediato, el juez va a tomar su decisión basándose en los papeles y lo que escuche de tu caso por medio del empleado que los maneje. No es necesario que uses ese servicio, puedes llenar los papeles tú mismo y enviarlos para ser considerados, pero es muy posible que te den la orden si antes le das una impresión favorable a alguna de la gente que maneja el show.

Si después de revisar tus papeles, el juez piensa que tu argumento tiene sentido, en un día o dos te van a dar una orden temporal que tiene efecto hasta el día de tu audición, la cual será en más o menos tres semanas. Ambos tú y el dueño del perro serán requeridos para aparecer y comentar sus casos. Asegúrate de llevar pruebas, videos, grabaciones de los ladridos, y unos cuantos testigos. Si el juez te da la razón la orden temporal será extendida hasta ser permanente, por hasta 3 años.

Puedes maximizar tus oportunidades de obtener una orden si presentas una petición muy lógica y racional, por ejemplo:

  • Si trabajas en casa y tu vida depende de tener un ambiente tranquilo.
  • La disrupción del sueño de tu familia y el tuyo están impactando la salud de todos o su habilidad de funcionar para ganarse el pan. (Una carta de tu doctor o cualquier otra documentación relevante puede ayudar a tu caso).
  • Tú o alguien en tu familia padece dolores de cabeza severos, migrañas, presión alta o algún problema de salud que se convierte en insufrible debido a los ruidos. (Si haces este argumento en la corte asegúrate de enfatizar que aunque el efecto del ruido es particularmente severo para ti, los ladridos a tan alta frecuencia e intensidad no pueden ser sufridos por nadie. No des pie para que argumenten que el problema no son los ladridos del perro sino tu sensibilidad tan especial).
Conseguir una orden de restricción te puede llegar a costar algo cerca de doscientos dólares, pero puedes conseguirlo gratis o un descuento si sufres de una situación financiera precaria. No necesitas un abogado, puedes manejar las cosas tu mismo. Pero recuerda que las cosas pueden ser diferentes en tu jurisdicción así que llama a Gobernación o al sistema judicial para que te den los detalles.

Decidir qué hacer, qué procedimiento seguir o si debes esperar

Si continúas llamando al dueño del perro y lo mantienes por mucho tiempo como ha sido descrito en la página Cómo persuadir a tus vecinos, en algún momento él puede intentar conseguir una orden de restricción contra ti. Si lo hace hay posibilidades de que pueda funcionar para tu bien. Para empezar forzaría al dueño del perro para aparecer y explicar porqué no entrena al perro o le pone un collar electrónico. También, si el juez te impone una orden tal, puedes pedirle en ese momento que también obligue al dueño del perro a mantenerlo callado. Si el juez coincide contigo vas a tener silencio porque el dueño del perro estaría bajo arresto si deja que su perro ladre desafiando una orden de la corte. Pero eso es una estrategia muy riesgosa.

Sería mucho mejor si haces el primer movimiento y mandas una orden en contra del dueño del perro mucho antes de que él inicie cualquier cosa contra ti. Quien sabe, quizá la consigas, si lo haces eso debería ser el fin de tu problema de ladridos, sin embargo si la corte se niega incluso a dejarte llenar los papeles, el hecho de que trataste servirá como evidencia en tu intento sincero de resolver el problema con cortesía. Después si el dueño del perro te demanda por molestarlo, la corte puede tenerte más simpatía.

Si atiendes el servicio que los empleados te prestan para llenar tus papeles tendrás la oportunidad de causar una impresión favorable lo cual tendrá influencia con el juez. Si los dejas con la impresión de que eres una gente decente persiguiendo la única opción que hay para tratar con un vecino abusivo dejaran pasar esa observación al juez, lo cual puede ayudarte considerablemente.


Esta página es parte de la sección La Ley del sitio perrosladran.net