PerrosLadran.net

Esta página es parte de la sección Más información del sitio perrosladran.net


Como alterar tu casa y ajustar tu vida para sufrir menos la exposición al ruido de ladridos

La Casa de las Paredes Felices

Estaba intentando escribir un poco, tenía tres pensamientos en mi cabeza cuando la respuesta me llegó. Había pasado la última hora tratando de combinar varios párrafos en un documento que tuviera sentido y de pronto supe como hacerlo. De pronto, en mi mente, pude conceptualizar el asunto. Necesitaba de mi total concentración para mantener esa visión en mente y no olvidarla pero al empezar a escribir Ghengis, el enorme perro del vecino, ladró de repente. Estaba tan absorto en mis pensamientos que me asusté, brinqué en mi silla tirando un poco de café en mi regazo y perdiendo la imagen en la que había trabajado la última hora. Cerré las ventanas y puertas y regresé a mi trabajo, los ladridos empezaron de nuevo. Me puse unos tapones en los oídos y unos audífonos de plástico sobre ellos. Cinco minutos después el perro seguía ladrando, encendí el ventilador central del cuarto y mi ventilador personal en el escritorio, después de unos minutos encendí también mi aparato de sonido y puse mi grabación de sonidos de la naturaleza, pero el otro perro del vecindario inició a ladrar también, encendí la televisión a todo volumen y en medio de todo el alboroto traté de escribir mi articulo, pero aun con todo el ruido los podía oír. Le estaban ladrando a un grupo de personas de la PG&E que estaban allí por el día. Me subí a mi auto y manejé hacia el Parque Jack London State, me quedé parado en la Casa de las Paredes Felices donde Jack, en silencio, escribió libros maravillosos acerca de perros.

Consejos para ahorrarte unos centavos

Tu mejor alternativa para tener una casa silenciosa es comprar una en donde el vecindario firme un convenio de condiciones y restricciones que diga que los residentes deben controlar los ladridos de sus perros. Incluso entonces debes ser cuidadoso, un convenio de este tipo no significa que va a ser de utilidad a menos que la asociación de dueños esté lista para reforzar lo escrito en el documento.

Si no puedes entrar en un lugar como este trata de situarte en uno que esté preparado para defenderte de sonidos intrusos. Evita vivir en casas de muchos niveles. El sonido viaja, los ruidos del exterior llegarán al primer piso como un murmullo pero sonarán como campana de iglesia en el segundo y tercer piso del mismo edificio. Una barda de adobe o blocks va a cortar el paso de la línea directa del sonido del hocico del perro a tu oído, pero solo funcionará si estas en el primer piso. La gente que vive en pisos superiores escuchará al perro perfectamente porque el sonido viajará sobre la cerca en línea ininterrumpida, directo a los oídos de los ciudadanos de los pisos de arriba.

Busca una casa con aire acondicionado central que tenga un ventilador entre sus funciones. Este sistema tiene la ventaja de producir un murmullo y una vibración pequeña por toda la casa que cubrirá la falta de disciplina de tu vecino. La función de ventilador te proporcionará un efecto parecido a la vibración real del sistema en esas temperaturas cuando hace demasiado calor para encender la calefacción y demasiado frío para usar el aire acondicionado.

La casa perfecta debe tener al menos un cuarto con paredes gruesas, con aire acondicionado, sin ventanas para que incluso Rin Tin Tin, aunque se esfuerce, no pueda producir un ladrido a volumen tan alto que penetre ese diámetro. Un sótano bien decorado, con una cama, computadora, teléfono y televisión, de esta forma al menos tendrás un lugar para relajarte, descansar y trabajar sin importar cuan infernal se ponga el asunto arriba.

El usar ventanas para la intemperie puede ayudar, este tipo de ventanas se usan cuando hay mal tiempo, aislando tu casa lo mejor posible. Necesitarás sentarte con un contratista y revisar tus opciones para hacer tu casa lo más resistente al ruido que sea posible.

La gente que renta y los gitanos que siempre se andan mudando no puede hacer este tipo de cambios en una casa. Estos amigos necesitarán encontrar otras formas de evitar ser impactados con sonidos emanando de otros lugares. Desafortunadamente aparte de vivir en un sótano sin ventanas no hay muchas cosas que puedas hacer para eliminar los ladridos de un perro. Hay mucho que se puede hacer si el perro ladra lejos, pero muy pocas cosas para evitar los ladridos de un perro en las cercanías.

Cerrar todo - La primera Línea de Defensa

Para aquellos que no pueden pagar vivir en una comunidad con convenio o hacer cambios en su casa, la primera línea de defensa debe ser cerrar puertas y ventanas. Cerrar todo te protege más que cualquier otra cosa que hagas. Desafortunadamente esto crea un problema para la salud. Hay contaminación adentro de nuestra casa, exactamente como afuera de ella.

Adentro de nuestra casa los contaminantes se acumulan debido a objetos que funcionan con gas, pequeños químicos se acumulan en el aire junto con otros contaminantes creados en nuestra rutina diaria. Casi en cualquier parte del mundo los contaminantes de las casas son un riesgo para la salud mucho más grande que la contaminación que existe en el exterior. Para resumir, es mucho mas sano que ventiles tu casa y la mantengas bien ventilada permanentemente. Al abrir tus puertas y ventanas dejas que los contaminantes exteriores entren pero también aire fresco, lo cual da como resultado una casa con mejor aire dado que permites que los contaminantes en tu casa salgan. Aun así, si los ladridos son demasiado para ti debes considerar cerrar todo.

Es fácil mantener ventanas y puertas cerradas durante el invierno. Pero si no tienes aire acondicionado, ¿cómo puedes mantener todo cerrado durante el verano sin derretirte? Hay un truco para eso, puedes usar algo que se llama enfriamiento por convección. Si vives en un área con días calurosos y noches frescas abre tu casa durante la noche para atrapar el aire frío en tu casa al cerrar puertas y ventanas temprano en la mañana. Vas a tener que experimentar hasta encontrar el momento óptimo para cerrar el lugar. Como regla, si sales en la mañana y te das cuenta de que es un poco mas fresco afuera que adentro significa que cerraste todo demasiado pronto. Si vives en una casa de dos pisos mantén la puerta que da hacia las escaleras hacia el segundo piso abierta y la ventana que da hacia allí también abierta durante el día. Esto va a permitirle al aire caliente subir y escapar mientras que el aire frío y pesado se mantendrá encerrado en el área abajo. Aun con poca insolación esto será suficiente para mantener el piso de abajo fresco y protegerte del calor y del perro vecino hasta bien entrada la tarde.

Tapones para los oídos

Una de las técnicas más básicas para minimizar el ruido exterior son los tapones para los oídos. Los encuentras en cualquier farmacia. En la caja se puede observar el nivel de reducción de ruido que puedes esperar, los niveles van de cero a treinta. Entre más alto el nivel más efectivo es el tapón. Si tienes alguna fantasía acerca del tapón bloqueando por completo el sonido del perro cercano olvídate de que funcionen. Los tapones hacen realmente muy poca diferencia pero si se usan en conjunto con otras técnicas listadas aquí te pueden ayudar a dejar de sufrir. Puedes también tratar de usar el tipo de protectores de oído que se hacen para gente que trabaja con maquinaria pesada. Cortan el sonido pero no puedes dormir con ellos puestos, tienden a ser molestos después de un rato, especialmente si usas lentes.

Sonido Uniforme

El sonido producido por el ladrido de un perro viaja a tus oídos en ondas de sonido. El tono de un sonido dado es determinado por la frecuencia en que la onda de sonido se repite en cierto periodo de tiempo.

Cuando escuchamos el sonido de agua cayendo o las vueltas de un ventilador eléctrico estamos escuchando el reporte de una gran cantidad de frecuencias sonando simultáneamente. Esos sonidos se llaman uniformes. Cuando un sonido uniforme está presente llena el cuarto con un espectro de frecuencias. Las ondas de sonido producidas por los ladridos y otros sonidos vibran a la misma velocidad de algunas de las frecuencias producidas por el ventilador. Por lo tanto antes de llegar a tu oído de alguna forma se mezclan con la máscara de sonido del sonido del ventilador.

Algunos catálogos y tiendas de especialidades venden lo que se llaman "maquinas de sonido uniforme". Usualmente tienen el tamaño de una alarma y muchos de ellos producen un sinnúmero de ruidos incluyendo olas del océano, varias variaciones de lluvia, murmuro de arroyos y cataratas. Con algunos de ellos puedes ajustar la maquina para que se encienda y apague en un momento determinado o continuar sin interrupciones.

Algunos de estos aparatos tienen la ventaja de que puedes incrementar el volumen y cambiar el sonido exacto al nivel que deseas. Los ventiladores usualmente tienen solo tres botones lo cual hace imposible producir el volumen exacto de sonido uniforme que se requiere para cubrir al perro.

Amontonar el excremento para cubrir el olor

El sonido Uniforme también cansa. Produce un tipo de acústica que fatiga y te deja deseando silencio. Desafortunadamente para muchos de nosotros el silencio no es una opción. Y al menos este tipo de sonidos nos protegen de los disparos de ladridos. Sin embargo, en lo personal maldigo las miles de horas que me he sentado dentro de mi casa con mis puertas y ventanas cerradas, usando tapones de los oídos, con el ventilador encendido y los sonidos de cataratas en el cuarto, respirando aire contaminado y aun así, el sonido de los ladridos del perro suenan tan altos que me impiden hacer mi trabajo. Me encuentro a mi mismo encendiendo la televisión con la esperanza de que sea el toque final que cubra al perro que llora desesperado. Es ridículo ser forzado a vivir así cuando el vecino podría muy fácilmente entrenar o callar a su perro.

Mezcla de leyes antiladridos que no funcionan

Es común encontrar situaciones donde hay varios ladradores crónicos en un solo vecindario. Dado a las sombras acústicas perro número uno suena en los cuartos del lado sur mientras que perro número dos se oye en cada cuarto excepto la recámara que da al sur. En contraste perro número tres puede ser oído en cada cuarto excepto la sala en el este de la casa. Por esa razón podría ser buena idea, de ser posible, equipar tu casa con varias camas.

Tengo una cama en la parte norte de mi casa y otra al sur. Nuestro refrigerador produce sonidos uniformes que cubre el sonido de la bolsa de pulgas del vecino. También mantengo un pequeño colchón en la sala comedor de la casa. La única cosa peor que ser despertado por un perro ladrador es estar tirado en la cama esperando a que se calme para poder regresar a dormir. Me es mucho más fácil levantarme y dirigirme al lugar que este libre de ladridos en ese momento, hasta que el perro en cargo de esa parte de mi casa decida que es tiempo de que me mueva de nuevo. Han habido noches calurosas en las que me he tenido que mover de la cama tres o cuatro veces en una sola noche. Podrías llamarlas las camas musicales. Yo las llamo la mezcla de leyes antiladridos que no funcionan.


Esta página es parte de la sección Más información del sitio perrosladran.net